El universo electrizante de Hora y sus seguidores


“Hay caminos que eliges como tus grandes pasiones, se convierten con el tiempo en tu razón de ser y con ellos difundes la magia de lo descubierto a los otros, esos que se envuelven de igual forma en su energía y poderosa fuerza, a todos ellos los llamarás seguidores”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

Aquel heterogéneo grupo de los 17 se sintió convencido por las palabras no habladas de Hora, le preguntaron cómo era posible que portara un cazo atado al cinturón y quisieron saber los materiales de los cuales estaba compuesto, ya que ellos solamente utilizaban el barro para cocer sus alimentos o asarlos con una rama directo al fuego.

Aquí comienza uno de los más apasionados pasajes para el hombre del Sur quien encontró en los seguidores a discípulos atentos y dispuestos a escucharlo en medio de sus limitaciones cuando les dijo:

Cae la lluvia en la selva, mucho y violento caudal en poco tiempo. Empieza el agua, a abrirse caminos por la tierra y elige las partes más blandas,  encuentra mayor resistencia en las zonas más firmes. Se lleva a su paso, lo que no estaba bien anclado, lo que no es capaz de resistir a tal devastadora fuerza.

¿Por qué, al golpear el agua contra superficies que ceden éste las arrastra mientras que otras desvían el caudal? Esto se explica mediante un principio de fuerzas que se encuentran y describe algo llamado: ACCIÓN Y REACCIÓN.

Con el cuerpo les indicaba cada uno de estos procesos y el grupo exclamaba con admiración lo que el hombre les decía, eso encendía su apasionada inclinación a seguir explicando más o menos algo que podemos describir de esta forma:

Ahora, en vez de imaginarnos el agua corriendo en un plano horizontal, la vemos correr por el suelo, observemos que ese plano tiene tres dimensiones, el horizontal, el plano que vemos de fondo de la imagen y también el plano vertical.

Para explicar esto el hombre se tiró al suelo y luego miró juntando su mano como si fuera un orificio pequeño y después correteó por el espacio de su clase dando a entender el caudal del río. Entonces continuó su explicación poderosa:

Eso significa que la erosión irá dejando una huella, por donde las futuras corrientes de agua se querrán deslizar.

Entonces Hora preguntó con ademanes a el grupo: 

¿Han visto los remolinos que se hacen en algunas formaciones en los ríos?

Los hombres, mujeres y niños todos al unísono movieron sus cabezas diciendo que no, a lo cual Hora después el triple ladrido de Duplo prosiguió su charla:

Pues, aquí, se da el encuentro de dos fuerzas que van en dirección opuesta:

Hay una fuerza del agua que por la caída,  empuja hacia abajo y se sumerge hacia el centro que está lleno de otro grupo de fuerza que no vemos y se llama aire el cual le ofrece resistencia, entonces busca su salida entrando al lugar donde está el agua pero no en línea recta, sino con la inteligencia de una serpiente, circula en dos sentidos.

El aire, que es un fluido menos denso y más liviano que el agua, al intentar escapar de ese espacio o hueco, para permitir el paso del agua,lo hace en sentido inverso de circularon, formando entre ambos dos fuerzas diferentes, que forman un sistema circulatorio, uno que va hacia abajo  y otro que lo hace hacia arriba. 

Entre el aire que escapa y el agua que ingresa al hueco, se forman un par de tirabuzones de sentidos opuestos el agua girando de afuera hacia adentro a medida que se hace más pequeño el hoyo la transportará por un espacio reducido. Mientras que  el aire tirando de adentro hacia afuera se expande, moviéndose en vaivenes de ida y de regreso.

El oído puede sentir el sonido de la llama al arder, el ojo puede sentir la llama caliente cerca de sí, todas las tormentas las sentimos en el cuerpo, los rayos de luz se cuelan entre las nubes, tomando caprichosas formas que buscan el camino para abrirse paso, luminoso y detonante

Al dar su latigazo, dejan su marca por un instante, una línea quebrada, un resplandor donde las cargas son el impulso, hay una magia que  debe llamarse de alguna forma esa magia recorre todo cuerpo vivo y puede hacerlo especial. Todas ellas generan sonidos graves pero muy intensos de truenos, donde es claro que hay calor y hay forma de usarlo para hacer utensilios para guardar y calentar comida.

Nadie da por sentado ni consta en papeles escritos que podríamos haber descubierto al primer electricista charrúa de la historia, pero con un poco de imaginación notamos que los indicios de un buen hombre con habilidades únicas estaba a punto de formar escuela y servir a diferentes comunidades en la historia de la humanidad, entre tropiezas y accidentes portentosos, su vida se daba por entero al maravilloso pacto que hizo con el rayo.

Si hablamos de descubridores y descubrimientos podríamos ir por los caminos que no nos muestra la historia en sus libros, y descubrir que la inteligencia es un don de todo ser humano y su avidez de saber un privilegio que lo llevará muy lejos, tan lejos como se lo proponga.

Notas de la autora:

Imágenes de archivo las corrientes y su energía eléctrica

Photo by Rodrigo Souza on Pexels.com

La inspiración sin freno de un aventurero


“Podrás elegir un camino pero si todos los que te acompañan se van, tu paso se vuelve ligero y tu decides que hacer en cada tramo de la aventura vivida”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

Es fácil arriesgarse al vacío cuando otros te impulsan a hacerlo, lo difícil es que todos los que aceptaron realmente lo hagan y dejen todo por un sueño; algo parecido le sucedió al hombre que hoy conocemos como Hora, su vida dió un vuelco cuando la fortuna le dio la espalda y se vio en medio de la nada con el deseo de emprender el vuelo.

Bajo estas circunstancias sólo dejó sus viejas sandalias en la puerta, ellas fueron el mensaje dado a los que olvidó en el pasado, el mensaje fue claro para todo aquel que lo había nombrado de otra forma y que solamente pudo observar un par de chinelas viejas con el polvo del lugar al que dejó de pertenecer y al que no volvería a pisar.

Ahora podemos observar el trayecto que recorrió hasta el momento de la historia que nos ocupa y mantiene expectantes de sus aventuras, sobre todo después del aviso del Cometa en quien el hombre confió y quien le hizo cambiar el rumbo de su destino.

El Cometa lo hizo cambiar el rumbo 

Su primer impulso había sido olvidarse de la costa  que bañaba tierra conocida y buscar aquella donde  otro mar y distintos vientos lo acogieran, el Cometa decidió y Rayo determinó.

Aquella primera noche lejos del espacio que había creado con esmero, no resultó del todo satisfactorio, extrañaba las comodidades a las que se había acostumbrado y en silencio se dijo:

<Dos veces he perdido fortuna, las dos bajo distintas circunstancias, lo mejor de todo es que ninguna de ellas me ha vencido, porque he aprendido que el destino no es anclarse, sino crear un camino>

Duplo se acurrucó a él y con alegría el hombre le dijo:

-¡Querido Duplo, hoy me abrazas como a un único y gran amigo, en el futuro me dejarás por la hembra que te acepte a su lado!

Duplo solo levantó una oreja y se rindió al profundo sueño, ese que tienen los perros, donde alcanzamos a imaginar en lo que sueñan pero en realidad no sabemos nada de ellos.

Hora por su parte soñó, esa clase de sueños premonitorios de los cuales muchos supieron después, dentro del sueño su vida daba un giro extraordinario, ocupando un sitio especial del que nunca le habían hablado o que él se hubiera imaginado.

En el sueño estaba rodeado de niños y todos escuchaban con atención sus relatos, con una vara sobre la arena dibujaba detalles de tiempos vividos y de otros que estaba por vivir; Hora pensaba en el mismo sueño si acaso se convertiría en alguien parecido a un profeta, se sintió enamorado de la idea ya que para él todo profeta representaba  a un sabio y todo tiempo en la historia debía contar con varios de ellos.

Toda interpretación de indicios se la debía al Rayo con el cual había hecho un pacto, él podía encontrar señales claras donde otros no las verían. No sabemos que más le pediría el rayo pero con él su vida era diferente y su camino luminoso.

Volvió a mirar el cielo estrellado y preguntarse cuántos humanos estarían viendo la misma agrupación de estrellas que él miraba, eso siempre le agrada, imaginar los rostros de otros curiosos tratando de entender el brillo titilante de algunos luceros y sus designios.

Buscó a la luna que coqueta se entendía con sus pensamientos y aquel cuarto creciente se dispuso a contarle un secreto que le sería revelado si tenía paciencia para esperar, Hora solamente le sonrió entre la vigilia y el sueño, lo que ella le contara siempre sería bienvenido.

Si tienes el universo en tus manos, ningún bien material del que te hayan despojado podrá invalidar tu alegría ante la más inmensa felicidad de tu libertad.

El camino entre el discípulo y el maestro


“Construye pero no permitas que nadie cree influencias en tus ideas, recuerda que debajo de todo templo siempre encontrarás a tus verdaderas deidades, eso es ir a las raíces”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

Reunir a todos aquellos que no sucumbieron a los conquistadores, no sería una tarea fácil pero era la labor necesaria que a la larga daría frutos sólidos y lo más importante preservar cada una de esas mentes con la claridad necesaria para atravesar tormentas y no doblegarse ante el yugo de nadie.

No por terquedad, tampoco por vileza; simplemente porque en la libertad habita el saber sin freno, sin restricciones para seguir en su búsqueda hacia el encuentro de nuevas realidades, de ésto se trata la tesis medular de mi travesía.

Habrá infinidad de cosas que no podrás cambiar, una de ellas es el cuerpo humano, puede fortalecerse, pero siempre será carne y vísceras; la fauna y flora, puedes encontrarles diversas cualidades pero siempre serán eso y cumplirán a un propósito; algo que sí puedes cambiar para siempre es tu voluntad para seguir patrones impuestos o dejar de hacerlo; habrá momentos en que no puedas evitarlo pero siempre tu rebeldía irá más lejos y tus deseos por ser tu mismo encontrando la forma de salir de todo freno y de cualquier yugo, te dirá que no habrá razón o dogma que debas creer por que otros lo hacen, por muy ligada que se encuentre a una razón o costumbre, ante pondrás el razonamiento para validarlo o considerarlo incierto.

Todo esto forma parte del aprendizaje del discípulo, para Erandi que alguna vez fue aprendiz, logró entender en sus aprendizajes que cada enseñanza puede formar a sus seguidores con una forma de conciencia única para penetrar en los más oscuros muros de la ignorancia e instarlos a sus aprendices a encontrar el más leve atisbo de luz con afán de reconocerse entre ellos.

Con ésto nos queda claro que no hay nobles y reyes entre ninguno de ellos, sino libertarios, emigrantes excluidos de sus tierras, esclavos y rebeldes ejerciendo un poder para romper cadenas.

La única cadena valiosa para todos ellos siempre fue y será la que une al mundo etéreo de la magia a la roca fundamental del saber; ese  sutil vinculo que no ata más allá de lo necesario para crear en libertad, con los pies sobre la tierra y sus raíces, donde el conocimiento descubre la esencia de lo que pudiera llamarse el alma de los seres iluminados. 

Esa luz primigenia y energética cuya voluntad estará puesta en los espacios donde vive todo aquello que observas y conviertes en ciencia, esa  noción del saber que es parte de tu investigación diaria donde puedes progresar para alimentar tu sabiduría.

Que sea tu valor quien logre  encontrar verdades, desenmascarar al que intenta usar el poder  para decidir lo que debes mirar como verídico, dependerá de tí lograrlo o permanecer en las sombras de la ignorancia o la obediencia.

Fotografía de la autora: “La luz en el horizonte”

El vínculo que has mirado podría cambiar para siempre


“En la forma que intuyes las cosas puede haber una parte de verdad y otro de ilusión, quédate con ambas para que la vida se enriquezca de forma especial y si nunca conoces la verdad es porque a veces es mejor no reconocerla”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

Volvamos al espacio que ocupa Dayami en aquel inmenso océano, para cualquier observador simplemente resultaría indescriptible; para Erandi, sin embargo, constituía un lazo magnético que las mantenía unidas evitando el vacío aparente, por tanto había algo entre ellas que nadie podría atreverse a considera hueco o sin sentido.

De esta forma fluía una corriente sutil entre ambas, mostrando imágenes y sensaciones en el preconciente de Erandi, precisamente en esa zona de tránsito que va de la ensoñación a la conciencia y transforma todo aquello que ella pudo plasmar en los lienzos, cada trazo creativo dejaría constancia en las futuras generaciones de lo que a ella le fue entregado como un don.

Así fue que en medio de aquel convulso momento donde flotando sobre la piel del mar dos navíos se atacaban, un cuerpo cayó y al hundirse una mancha de sangre de su costado se cruzó con la de Dayami, dándole una sensación de embriaguez, sangre densa de un varón rudo acostumbrado a beber, herido, cayendo sin remedio y sin esperanza al fondo del mar.

Erandi se encontraba bajo la sombra de uno de los árboles que proyectaban más que una agradable sombra, emanaba hacia los sentidos de Erandi un sigiloso riego de savia a través de sus raíces, que le permitían conjugar fuerzas con él para magnificar sus visiones.

Erandi contenía la respiración con una mano en el pincel y la otra en el tronco de su amado árbol suspirante.

Fue como un golpe al corazón de la sacerdotisa del templo de Ometeotl, entonces ella comprendió que se había perdido en medio del mar turbulento y siniestro aquel hombre que había doblado su vara y con el pincel de pelo de conejo dibujó:

<El varón que fue arrancado de otro espacio ahora lucha por su vida>

La corriente del agua oscilaba y se mecía entre las manchas de sangre que se expandían enmedio del  más desolador de los escenarios; Erandi contenía la respiración con una mano en el pincel y la otra en el tronco de su amado árbol suspirante.

Dayami se recuperó de aquella sangre densa y etílica que la invadió cuando de pronto el cuerpo del Al-Majus inconsciente es rescatado por otro hombre, esto no lo ve nadie, pero la sangre que subía abandonando un cuerpo, ahora bajaba y se expandía cada vez menos, tocando de nuevo el etéreo velo de vida de Dayami.

La sangre es identidad y es común a todo ser humano, se diferencia por los reactivos que la forman, sin embargo para una hechicera es mucho más que eso, es la esencia misma del alma de una vida.

No podemos hacer una distinción exacta de lo que era entre los nahuas la formación especial de Erandi, si bien la podemos identificar en los Tlaciuhqui, que era la forma como se nombraba a los observadores del cielo, es decir astrólogos o miradores de estrellas, había algo más en ella que no daba lugar en las descripciones de los traductores que llegarían con ideas medievales y creencias distintas.

Sin embargo el término Tlahuica cuyo significado es “buscar las cosas”, “apresurar el conocimiento de los acontecimientos futuros”, y tlaciuhque es el que a esto se dedica, el adivino. El sustantivo que indica la acción del verbo, tlacibuiztli, puede traducirse como “mensaje adivinatorio”.

Mi camino nos lleva al árbol genealógico que pervive y le da sustancia y esencia a mi travesía, para ello, solo basta poner una dosis de realismo mágico y otra de acontecimientos históricos que pudieron ser y sin embargo a nadie nos consta.

Sea la esencia misma el camino y el momento que nos deje mirar en la otredad toda su magia, de esa forma como humanidad podremos entender lo que nos forma y nos distingue. 

Notas de la autora:

Fotografía del “Árbol Suspirante”

Información del libro CUARENTA CLASES DE MAGOS DEL MUNDO NÁHUATL Por ALFREDO LÓPEZ AUSTIN:

LOS TLACIUHQUE Tlaciuhqui, según Molina, significa “astrólogo, estrellero”,10 versión que corresponde a la facultad adivinatoria de este personaje, pero que se desvía del verdadero sentido semántico y puede dar una falsa apreciación del contexto cultural en el que se desenvolvía. Para Molina, como es natural, el auténtico adivino es el que busca los secretos en el curso de los cielos, idea medieval europea aún con bastante fuerza en su época; pero en la etimología náhuatl nada hay que haga referencia a los astros como portadores del mensaje deseado. El verbo cihuía, según Siméon, significa “buscar, pretender, perseguir, excitar”. 

La luna negra y los cangrejos


“Cada simbolismos que tengas a tu alrededor te dará la pauta para seguir algún camino, dependerá de ti poner en cada uno de ellos, luces o sombras y hacerlos instrumentos de tus descubrimientos”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

El hombre del sur se despertó a media noche y se dio cuenta que la dama que lo halagaba desde el cielo se había ocultado, fue el primer presagio de que no era tiempo de enamorarse, sino de poner todos sus talentos a la espera de nuevos comienzos, la Luna no lo  embelesaba aquella noche, tampoco le daba su brillante luminosidad en partes de su cuerpo desnudo, como lo hacía en las noches que aparecía completamente radiante.

Una abeja se posó en su torso y para Hora sin duda ese pequeño insecto fue considerado una señal especial, el animal se movía con lentitud y  el labrador del valle le hablaba:

<Así es señora han llegado momento de trabajo rudo, pero debo seguir vigilando la montaña y esperar unos días para volver a la siembra, se bien que estos campos se han convertido en un lugar de paz y de sosiego para sus hermanas y también para mi.>

La abeja zumbó distraídamente y se retiró por la ventana  de aquella choza de palmas que no tenía la gentileza de los destellos de la Luna en esos momentos. En su inquietud Hora no esperó mucho tiempo, en cuanto el alba despuntó se dirigió en compañía de Duplo a vigilar el paso montañoso por donde algún forastero o varios de ellos pudiera cruzar; Lo hizo de la misma forma como lo había estado haciendo varios días atrás, en silencio y meditabundo.

En otra parte del Continente un grupo de cangrejos rodeaba en aquel momento el cuerpo adormecido de Painani, la mujer náhuatl se preguntó qué sucedería en el caserío de los nobles y en los recintos pacíficos donde la gente compartía en unidad su pan y los frutos de sus cosechas; trató de analizar por qué el Cangrejo lleva siempre a cuestas su propio legado y no depende de nadie que lo proteja, en caso de dejar su hogar, a medida que crece debe cambiar de espacio pero lo lleva siempre consigo.

De inmediato y sin meditarlo mucho se dio cuenta que ella era muy similar al Cangrejo, su casa era ella misma, su sustento lo que encontraba al paso, meditar ésto, le dio alivio y serenidad, de alguna forma los cangrejos que la rodeaban la consideraban una de ellos en aquella playa desconocida y  recordó las palabras de los sabios mayas que le alertaron:

“Estos mares que ahora recorres,  no son los mismos en los estuviste antes”

Entonces apareció la visión más estremecedora que jamás se había visto y de la que los observadores del cielo hablaban con temor y gran sigilo, era un asunto que merecía de todo la seriedad posible y que alertaba cambios impresionantes en  la vida de todos los que tuvieran la oportunidad de mirarlo.

Painani y el hombre del Sur llamado Hora vieron el mismo espectáculo celeste

Painani entendió perfectamente las razones de todos los cangrejos para rodearla de esa forma, sabía que al estar sin abrigo ante la presencia de un cometa su vida peligraba y todos ellos le habían rodeado para protegerla. Eso no la dejó de inquietar y entender que la vida del mundo que conocía estaba en peligro  no solo para ella, también para  muchos otros de los pobladores de las tierras conocidas y por conocer.

El mismo acontecimiento fue visto por el hombre del los valles del sur, al subir de la falda montañosa hasta la cima lo primero que descubrió con gran asombro fue una formación espléndida con una cola fabulosa; como ya hemos comentado en no era hombre de creencias fatídicas, era un ser práctico y recibió con una sonrisa al asombroso cuerpo celeste que se presentó ante él y le dijo a Duplo:

< Querido amigo, ese de allá arriba nos está diciendo por donde debemos seguir el camino de nuestra futura vida, el rayo se ha tomado la molestia de ponernos frente a los ojos una flecha, no hay más que decir, en los días por venir iremos preparando todo y sobre todo estaremos atentos de lo que el cielo nos diga sin dejar de vigilar cada detalle desde esta montaña que nos da una vista privilegiada para saber si alguien nos acecha>

Duplo levantó las orejas y lo miró con los ojos muy abiertos al momento que Hora lo acarició y le instó a bajar la ladera de nueva cuenta para regresar con sus faenas.

La vida siempre nos muestra una cara y depende de nosotros verla como algo asombroso o atemorizante, entre la magia y la vida simple de un ser humano, hay una estrecho camino que no todos conocen.

Notas de la autora:

Photo by Magda Ehlers on Pexels.com

Fotografía del cometa 15P/finlay tomada por el fotógrafo Randy Carter el 01/21/2015. 

Este post se escribe previo al día que la Luna Negra el 10 de Julio a la 1:16 UTC tendrá lugar y de igual forma estará celebrando su aparición junto a la constelación de Cáncer.

El cometa que aparece en estos momentos es Finlay, desconozco si se ha identificado el Cometa que dio el aviso fatal a los aztecas de la llegada de los conquistadores pero es muy oportuno que Finlay este presente en los cielos ahora.

Ningún silencio es permanente cuando brilla la esperanza


“Llegarán a ti muchos adioses, formarán parte de tu memoria y serán tu aprendizaje; sólo alguien se quedará en ti para siempre, cuando aprendas a reconocerlo tu vida será plena”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

La vida es un regalo que no siempre podemos apreciar, basta con saber que fuimos rescatados de la muerte en algún momento de la vida para sentir que alguna poderosa razón nos espera para ser encontrada y es por eso que estamos vivos, que somos sobrevivientes de algo o de alguien.

En lo distante del océano llegó el barullo de gaviotas en busca de alimento, entre las rocas se agolpaba la espuma del mar, el recorrido hacia la desembocadura ardió en el cuerpo de Dayami, ese cuerpo sin definir que se agrupaba y dispersaba de la misma forma que lo hacen las olas del mar, llamémosle cuerpo para sentir que aquella viscosa sustancia de plasma, no estaba inerte y era consciente de todo lo que acontece a su alrededor.

Entre las rocas se agolpaba la espuma del mar

¿Cómo saberlo? Es asunto de la magia de Erandi y ella se percató al momento que “La Diosa del Río” había encontrado el camino hacia un diferente escenario, un hábitat más violento y de sabor intenso. Erandi se dijo para sí:

<Hemos llegado a la segunda etapa de este recorrido, nada impedirá que conozcas  aquello que necesitamos saber querida Dayami.>

Si acaso has soñado con la invisibilidad, posiblemente entenderías cuan fascinante es el penetrar en otros cuerpos y sentir su respiración, latir su corazón dejarte llevar por ellos doquiera que vayan.

¿Qué habrá en la mente de Erandi para reconocer el viaje y entender lo que a otros les es imposible? ¡De qué están hechos los talentos de quienes pueden ver más allá de sus propios límites y diseñar estrategias y saberes!

Tendríamos que ser tan temerarios como ella o más aún que algunos de los dotados con alas en el alma, pero sí a un pequeño le preguntas sobre la lógica de todo ésto sin duda la considerará posible y formará parte de sus ensoñaciones.

La vida nos cambia, nos pone a prueba y nos señala lo territoriales, inefables o limitados que somos, basta con creer que lo imposible es realizable y dejar que el curso de los acontecimientos le dé a estas mujeres la oportunidad de rescatar lo que importa.

Ahora una parte de Dayami se encuentra en el cuerpo de un pargo, sí este es cazado por una gaviota, posiblemente no logrará llegar mar adentro… Otra parte sigue el curso de las corrientes del océano que hoy conocemos como Golfo de México.

Erandi toca su vientre ante la mirada atenta de su pareja que ahora la cuida con más esmero y le pregunta:

-Mujer, dime lo que está pasando tienes rato en total silencio y  te noto preocupada

-Nuestra criatura se mueve, ella al igual que yo, intuye que Dayami ya está en el océano, queda a su suerte y de los depredadores que la acojan o limiten. Es sólo eso amado mío, la suerte de ella es la nuestra y el mar es violento, es lo que me mantiene en silencio.

Ambos se miran y se abrazan con la esperanza de que todo su esfuerzo no sea en vano. Erandi comentó:

-Ella ha aceptado el reto y las deidades la acompañan, su vida ha cambiado para siempre.

Solo resta quedarnos en espera de los momentos que le den una luz de entendimiento a Erandi en todo esto, cada ser que ha partido de la vida de la sacerdotisa del templo de Ometeotl, lo ha hecho para siempre.

Algo las une y eso cambia toda perspectiva de lo podemos imaginar, son tres mujeres en caminos diferentes y con tareas específicas que cumplir, cada una lleva una energía distinta en su ánimo.

Cuando la vida te impulsa a cumplir una tarea puede que todo esté en contra, en ello no reside lo importante de tu meta, ningún ruido o palabra necia será importante cuando sabes lo que tienes que hacer.

Fotografía de la autora: El barullo del mar

El sobreviviente en la cueva


“Todo lo que te hace humano, te vuelve compasivo con todo aquel que en verdad lo necesita, no siempre se vinculará contigo, recuerda que puedes ayudarlo en su recorrido”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

Hora, se encontraba en un sitio agradable, siempre gustaba de conversar con las aves, algunas eran fáciles de imitar, algunas en verdad eran fastuosas en sus cantos y no era posible relacionarse con ellas, Hora se alegraba de poder dialogar con aquellas que replicaban su intento de comunicación, las consideraba tan amigas como el loro que lo acompañaba en algunas ocasiones, fue precisamente en ese momento que escuchó algo fuera de lo común.

En su recorrido por el valle, Hora descubre el aullido de un perro o zorro, no reconoce la diferencia pero el sonido llega desde una cueva, Hora preocupado, decide penetrar a ese lugar  al escuchar el lastimero sonido que de ella proviene.

La madre había muerto y los cachorros también, solamente uno de ellos insistía buscando alimento en aquella hembra que trató de protegerlos en ese sitio sin tener éxito. El pequeño cachorro, no estaba confiado en el varón que entró con deseos de ayudarlo, finalmente notó que de alguna forma ese hombre era su esperanza y su posibilidad de ser alimentado.

Hora sintió que tendría a dos amigos, el loro y el perro o zorro, entendió que el apego de él hacia ellos iba a ser diferente que el que ellos le darían, ya lo había vivido con los animales que custodiaban su camino y al final tuvieron que retornar a sus propias vidas, costumbres y litorales; no importaba, el tiempo que estuvieron a su lado le bastaba.

En constantes ocasiones tuvo la necesidad de amarrar del cuello al perro y poder controlar sus movimientos, instalarlo a acompañarlo en sus recorridos, y acompañarse de él en sus entrenamientos corriendo por las laderas de aquel hermoso paraje.

Nunca lo hizo, espero que fuera el perro o el loro los que sintieran deseos de estar con él y de esa forma ganar su respeto y su afecto, pero antes de que esto sucediera padeció tratando de retirar alimañas del cuerpo del perro, garrapatas y ulceraciones que contrajo en la cueva rodeado de sus hermanos muertos.

Hora reía cuando veía engordar al cachorro y mover la cola gustoso y con gran apetito, por eso decidió nombrarlo Duplo, de esta forma poco a poco se fue ganando su confianza y la destreza de Duplo para la cacería y para espantar a los cuervos de los maizales le dio portentosos atributos de buen acompañante.

Hora de noche miraba las estrellas y se preguntaba cuantos humanos harían lo mismo y al mismo tiempo que él lo hacía, le resultaba divertido pensar que algunas personas pudieran mirar la misma estrella que él y al mismo tiempo, de tal modo analizaba para sí y compartía con Duplo sus ideas:

– Sí la luz esta hecha de ondas como de partículas ésto definitivamente afecta aquello que pensamos al mirar las estrellas y todo lo que se suspende en ellas puede compartirse, esto es una sensación que no aprendí solo me lo ha dicho el rayo, el día que hicimos un pacto.

De tal modo Duplo que en verdad debes confiar en la luz de las estrellas como algo de la fuerza inmensa que camina por el iluminado rayo. Ah! No se te ocurra preguntar por qué las estrellas no  se dejan sentir tan vibrantes como el rayo…

  • A todo esto Duplo solamente inclinaba la cabeza cuando el hombre seguía con su meditación:

Duplo prestaba atención a las reflexiones de Hora

Con ademán de instructor levantaba su mano y acariciaba la cabeza del perro para seguir conversando:

Ellas se quedan donde estan por que las frena su territorio, su sitio y su paisaje de la misma forma que lo hizo el Cóndor y la Onza.

Mira Duplo, esto no quiere decir que su atractivo no nos haga sentir cautivados y su luz constante nos seguirá agradando y después de mi muerte y la tuya ellas seguirán allá arriba, cautivando a otros seres con capacidad par sorprenderse como nosotros.

Sin lugar a dudas el rayo iluminó su entendimiento de una  forma mágica, no fue un rayo de corto alcance, tampoco lo tocó directamente pero provocó en Hora que la vida fluyera en él de una forma distinta. La onda de choque de la descarga eléctrica fue para los oídos de aquel hombre algo cautivador la voz del trueno le dijo secretos y el único testigo de todo lo que él descubrirá será Duplo.

Pronto nos daremos cuenta que la certeza de Hora al hablar de las estrellas lo llevaría a grandes discursos con alguien más, pero aún es demasiado pronto para que ustedes lo sepan.

Algo en la naturaleza siempre esconde maravillosas audacias, secretos y verdades, el que pueda manejar la fuerza del rayo, contará con talentos para entender lo fascinante del universo 

Nota de la autora:

Photo by the happiest face =) on Pexels.com

 Se calcula que cada rayo mide unos 5 kilómetros de longitud por solo 1 centímetro de anchura, y descarga entre 1.000 y 10.000 millones de julios de energía, con una corriente de hasta 200.000 amperios y 100 millones de voltios. Wikipedia

Papalotl, las alas de Dayami


“La ofrenda sería el vaso comunicante, abriría los caminos para encontrar respuestas más allá de si; un sitio inhóspito deja de serlo hasta que logras palparlo y ser parte de él”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

No había mucho que explicar, Erandi se dirigió hacia el lugar donde el caudal llevaría el mensaje preciso y necesario hacia ella, solamente tendría que ser paciente y esperar el momento; tomó sus enseres y emprendió el camino donde lograría entender de donde provenía el mensaje que tenía que darle sentido a una realidad que ella desconocía.

Observó de lejos el tocado de plumas de su amado que la miró desde lo alto de aquella fortificada estructura donde se honraba a la Diosa Coyolxauhqui y recordó con alegría sus palabras:

El nombre proviene del náhuatl, de Papalotl, «mariposa», y apan, «lugar de», cuyo significado es «en el río de las mariposas».

<Amada Erandi te esperaré contaré las lunaciones para reconocer el tiempo que te lleve encontrar el lugar donde habita el canto de las mariposas, sea tu ofrenda un valioso mensaje en la voz del viento y sea tu ritual el que cobije todos los misterios>

Erandi sabía perfectamente que hay certezas que se llevan en el alma y en ellas puede crecer la esperanza y reconocer la realidad por desoladora que esta sea.

Nosotros sabemos que como todos los tejidos del organismo la sangre cumple múltiples funciones necesarias para la vida como la defensa ante infecciones, los intercambios gaseosos y la distribución de nutrientes. Para los aztecas y otros pueblos de la humanidad en la antigüedad constituía el fluído donde la vida fluye y donde, al igual que la savia de una planta, nos revitaliza y nos permite la vida.

Erandi no actuaba bajo los designios de nadie, su intuición le concedía ir a la búsqueda de los caminos que su corazón le dictaba, la voz de aquel río caudaloso que atravesaba como si fuera un hilo de plata montañas y valles hasta llegar a la desembocadura del mar, sería su aliado, su mensajero y la sangre de Dayami su herramienta.

A diferencia del Maestro que veía en las semillas de los árboles una ofrenda viva, los aztecas, de forma literal observaban a los humanos como una semilla, abrirla extraer su esencia e incluso exponerla al fuego, formaba parte de algunos de sus rituales: Los hombres del maíz era sin duda un término mágico y certero en la época prehispánica y más lejos aún.

No es difícil suponer que la semilla del cacao, al contener sus frutos dentro de una gran semilla que necesitaba ser abierta, llegó a tener el poder de moneda de intercambio  en sus comercios; y la bebida de Xocolatl, una delicia cuya  ingesta estaba reservada a los nobles.

Durante el camino Erandi reflexionaba sobre la imposibilidad de tomar en sus manos la vida de todas las doncellas para que la recrearán, ese regalo especial no tendría que ser arrebatado. Aferrada a la vasija de barro donde llevaba la sangre de la doncella se dijo para sí:

<Que sea el lugar del vuelo de mariposas el sitio de tu descanso, que en sus alas los mágicos mensajeros te lleven río adentro hasta el lugar donde podrás mostrarme aquello de lo cual he sido advertida y ante lo que no tengo defensa, tampoco mi pueblo.

Nunca pienses que hay alguien tan desolado que incluso más allá de su muerte no sea capaz de lidiar con lo que necesita entender y hacerlo saber a los que confían en su legado, a todos aquellos que esperan el hechizo envuelto en las vastedades del inmenso mar, ahí te encomiendo mi tarea, aquella donde eres mis ojos y mi oídos, sabré que lo has logrado en cuando tu esencia me lo haga saber>

A veces basta el sonido de una voz para entender lo que pocos saben, pero también para darnos cuenta de mucho más que solo eso.

Fotografía: Ubicación del río Papaloapan Fuente: EOZyoCC BY-SA 3.0, via Wikimedia Commons

¿Cómo le explicas el concepto de religión a un extraterrestre?


Los Inicios 

El Puente. Segundo Capítulo

por Ariadne Gallardo Figueroa

Algyen se había quedado con una frase que le pareció incomprensible “Inquisición” y preguntó al grupo:

— Por favor expliquenme qué concepto tenían los antiguos pobladores para hacer de Dibra, una fuerza que debería imponerse y si acaso estabas en contra era necesario matarte, no puedo entender eso.

El eggyano recalcó, para nosotros Dibra es un concepto de espiritualidad, es ese momento en que puedes reflejar en el otro toda tu fuerza humanista, espiritual para entender las necesidades del otro. Me imagino que es lo que ustedes nos explican cómo la imagen de Dios, para nosotros Dibra.

Anón, uno de los líderes místicos ahí presentes, apenas un estudiante de grado en la clase de filosofía del profesor Zila, escuchaba concentrado, al momento que apuntó con total certidumbre:

— Algyen, amigos eggyanos;  para responder a esa pregunta debemos ir muy lejos en la historia de la humanidad hasta un sitio llamado Nazaret, donde nació un joven que comprendió la inequidad de su pueblo y se convirtió uno de los primeros revolucionarios cuyos ideales precisamente eran esos que los humanos vieran al otro como su reflejo; para los gobernantes en turno sus ideas eran una declarada afrenta para la conservación de sus jerarquías, donde ellos tenían el poder de ser monarcas por algo que se conocía como “Designación Divina” un subterfugio bien organizado que les daba poder sobre los hombres y sus posesiones.

Éste hombre llamado Jehová, para otros  Yeshúa, Ieshu  o Jesús,  fue asesinado de la forma más cruel que se pueda imaginar, sus seguidores lo necesitaban para que sus ideales no murieran y dentro de sus escasos recursos y conocimientos del orden cósmico le dieron respuesta a su ejemplo, resucitando su presencia en el imaginario colectivo.

Jehová, para otros  Yeshúa, Ieshu  o Jesús,  fue asesinado de la forma más cruel que se pueda imaginar

Su personalidad fue bandera años más adelante de grandes batallas de lo más sanguinarias para sostener la fe de los cristianos en las llamadas “Cruzadas”; sostén de ostentosos monumentos que legalizaron el poder de Dios en la Tierra en la figura del monarca eclesiástico que ocuparía los papados.

Se ofrecían rituales llamados misas donde se repetía en una lengua sólo para los conocedores, el latín, una series de versos y esto que le comento se repitió más adelante en la lengua de cada nación, los versos para adorar y venerar a Dios padre, la cultura fastuosa de la iglesia y sus coros sostuvieron sus rituales por casi dos siglos y medio.

Él no escribía y fueron sus seguidores los que plasmaron en papel sus palabras, éstas después fueron modificadas de acuerdo a los intereses de los Monarcas en abadías, No necesitaba de templos decorados ricamente en oro y otros metales preciosos, tampoco de repetir versos idénticos cada fin de semana en las misas que se ofrecían alrededor del planeta, sólo necesitaba reunirse con la gente y hablarles de una conducta equitativa con sus semejantes, de un entendimiento sereno donde la guerra no tiene cabida.

En épocas más recientes la gente ya no reconstruye iglesias, romper la estructura del Vaticano, la sede en la Tierra del poder de Dios, dio paso a la comprensión gracias a sucesores papables latinoamericanos que entendieron que aquel hombre de Nazaret había dado un mensaje diametralmente opuesto a lo que los poderosos en turno hicieron. 

Sí acaso se convirtió  el nazareno en un ser ascendido y pudo ver la barbarie que hicieron en su nombre, reconozco que al lado de hechiceros como Alnitak y otros, no han dejado de luchar por penetrar en el pensamiento mágico de seres que empujen a la humanidad a una forma de ver las relaciones entre ellos de forma distinta.

Actualmente en este año 2287 la gente se reúne en centros de socialización para recordar la filosofía de los teólogos y hacer comparaciones con  otros pensadores, encontrando un punto de convergencia; algunos son puristas y solo se especializan en su propia manera de ver a su Dibra como usted ha dicho; ya no contemplamos  al Papa en una mansión suntuosa, ese lugar ahora es un museo y centro de investigación de ciencias y humanidades.

Ana Perez Riv, analizó con claridad algunos pensamientos que ella misma había tenido al recordar el Tzompantli ceremonial de los antiguos aztecas y colocando con firmeza su mano sobre la mesa señaló:

— Penetrar el oscuro escenario que nos permita ver la luz al final de una cueva profunda y anegada de miedo, desconcierto e ignorancia, posiblemente no ha sido fácil para nadie, entre errores y aciertos vemos caer a los débiles, vemos obedecer a los súbditos y siervos y emerger a los que entienden que el humano no es sirviente para venerar a nadie, sino constructor de libertades para formar parte de la llama de conocimiento.

Las miradas de aliento de los visitantes y sus colegas asgardianos, los líderes místicos  ahí presentes, sonrieron complacidos por la riqueza de cada una de las reflexiones ahí vertidas ese día histórico para cada uno de ellos.

El mundo se ha estancado en repetir rituales, por considerarlos su bastión de seguridad sin comprender que para avanzar como humanidad necesitamos de una dinámica diferente.

Fotografía de Grafías utilizadas en el hebreo clásico bíblico Yehoshua (las dos superiores) y del hebreo bíblico moderno Yeshúa (la inferior).

Dominio público

File: Yeshua hebreo.jpg

Subido el: 12 de junio de 2007

La mujer que me miró desde el espejo


Los inicios 

El Puente, Segundo Capítulo

por Ariadne Gallardo Figueroa

Para llegar al pleno conocimiento de lo que sucedió entre ese grupo por el cual preguntó Vidra, el profesor Zila tomó la palabra para indicar:

— Existe y existió, un ser que le salvó la  vida a mi raíz genética lo digo con certeza ya que de no ser por ella, yo no estaría aquí hablando con todos ustedes, ella no era de mi raza, ni de ninguna otra,  permitió que sus verdaderos amigos le pusieran nombre.

Hasta donde sabemos hizo tratos con líderes y magos místicos, no tenemos constancia, es posible que Odín impusiera un tributo, cuando ella solicitó conocer sus secretos, ya que ella tenía una marca luminosa en uno de sus ojos, al mismo tiempo le concedió el respeto de sus amigos y seguidores; cuando se daba cuenta que podía caer en las garras de alguna creencia que se valdría de su personalidad para hacer templos o inventar milagros y cobrar por ellos, entonces ella transmutaba a otro ser, para confundirlos.

Entre los iniciados y líderes místicos que la conocieron se difundió una frase que conocemos y valoramos: 

“Ni por amor, tampoco por poder”

Es menester recordar a un personaje de la historia Beda el Venerable, quien vio a la religión cristiana en el siglo VIII como un factor unificador mucho más importante que la lengua y la cultura y fue uno de los factores que influyeron en la caída de los pueblos de mi raíz genética, ser vikingo o magos, era sinónimo de  paganos, la religión dispuso combatir y arrasar tradiciones. No fue el único ejemplo, la historia fue descrita por la mujer de quien les hablo como la eterna voracidad humana.

Ana asintió y reconoció que una de las maniobras más aterradoras de los conquistadores fue  considerar a la religión como una herramienta de sometimiento, lo mismo sucedió a la llegada de los españoles a nuestro territorio, fueron pocos los frailes que se compenetraron de la verdadera razón de nuestro misticismo y como las iglesias adoctrinaban y tenían los materiales para hacerlo, mientras evangelizaban, daban cátedra de filosofía  y enseñaban lectura y escritura. Pero nadie escapó aquí  y en el otro continente de una atrocidad que llamaron “La Santa Inquisición”

Beatriz preguntó con gran interés ¿Cuál era el nombre de la dama que defendió la vida de un ancestro del profesor Zila?

Nosotros resumimos en Alnitak un poder que potenció la luz del conocimiento, señala Sofia

Sofía respondió con gran seguridad:

— Alnitak es su morada, no sabemos desde cuando es un lugar de alta radiación ultravioleta, pero de alguna forma debe haber vida  o simplemente es el sitio del que emana la fuerza que ha cobijado a quien fuera nombrada en la antigüedad por su hermana blanca bajo el nombre de Fuego.

La mayoría de las personas proyectan su verdadera esencia al reflejarse en los demás, para Alnitak su magia reside en que ella nos refleja y ha buscado unificarlos de una forma especial. Tal vez nadie sepa jamás su verdadero nombre, ella vibra en la mente de todos para mostrar un camino como si fuera una flama que no se extingue.

Me gustaría imaginar su primer encuentro en la vastedad del cosmos con su grupo, sin lugar a dudas debe haber estado plagado de dudas  y temores; ella es una estratega y se que impulsa a quien sabe reconocer y reconocerse en ella.

Sin saberlo y sin siquiera entenderlo cada templo alaba la llama eterna, los antiguos encendían una hoguera para dialogar y contarse secretos, para pedir una favor a los santos la gente enciende velas; nosotros resumimos en Alnitak un poder que potenció la luz del conocimiento, pese a que ella no se valora como una líder única o merecedora de ese reconocimiento, sino como el instrumento para crear caminos y tender puentes.

Los presentes guardaron silencio, reflexivos, atónitos, asombrados, comprendieron que unificar en un solo fuego a la humanidad no había sido fácil y se alegraron de comprender que la época de la barbarie ya no habitaba en el año 2287 a la humanidad, un recorrido asombroso donde el más grande enemigo de otro humano había sido  precisamente alguien de su misma especie deseando sus posesiones.

Recordemos lectores aquel momento cuando se unen los ejércitos en el umbral del Corredor Barderian:

<Su ejército es poderoso, me ha impresionado Barderian>

Vibra con fuerza el punto donde ubicamos a la dendrita del osado aventurero cuando exclama con otro impulso electrizante:

<El suyo es numeroso, estoy sorprendido Hechicera>

La voz del punto rojo como el granate responde con elocuencia:

<Ha sido difícil entender la voracidad humana todos estos siglos, luchemos unidos para darles más tiempo en el Sistema que habité hace algún tiempo, los cambios son lentos Barderian>

La luz amarilla se fortalece con energía y su poder hacer vibrar a ambas formaciones:

< Hechicera, confiemos, divídanse en dos flacos, usando el arte de la desviación arremeteremos con todo el poder contra las rocas que intentan la total destrucción >

La hechicera que habita la dendrita de tonalidades rojas como el granate sacude a su grupo son una frase que nunca olvidaremos y que siglos atrás la pronunció para ella el alquimista:

<¡Asómbrense de ser portadores de luz!>

Cada uno de nosotros somos capaces de crear recuerdos y en ellos ver el camino recorrido y valorar lo que hemos aprendido en él

Referencias bibliográficas:

 Los hombres del Norte de John Haywood, Capítulo  Lindisfarne, Athelney y York: Los vikingos en Inglaterra, 789-954 Subtítulo: La unificación de Inglaterra, pág. 115

Post en el blog del 5 de Abril 2021 “Barderian, el poderoso grito de Guerra”

Fotografía de la Nebulosa de la Flama, Se encuentra cerca de la estrella más oriental del cinturón de OriónAlnitak. Erróneamente se dice que es una nebulosa oscura.

ESO/IDA/Danish 1.5 m/R. Gendler, J.-E. Ovaldsen, C. Thöne and C. Féron – ESO