El momento en que la novela se torna difícil

#everydayinspiration

La página en blanco antecede al colapso en ocasiones no sabemos como seguir el relato, no sabemos si lo que necesitamos decir es aquello que en verdad tendrá el resultado que anhelamos, cada novela es un trozo de nosotros mismos, es por eso que sentimos la dificultad, se deshace en una historia y se reconstruye frente a esa mirada de escrutinio que es la pantalla blanca del ordenador, esperando digamos lo que es necesario y darle forma y esencia a varios personajes.

Si fuera inspiración las vida nos daría una prueba rotunda de lo que significa para el que escribe, en la  realidad que plasma, no todo es así, la técnica y el escenario, tambien son parte y sobre todo la memoria e imaginación del que lo hace, un reto, la novela es eso, un reto.
Hay novelas que nos forman y otras nos desdibujan

Todos ellos somos nosotros, todos son la misma carne y pensamiento de donde han surgido, pero se atreven a ir más allá de lo que hemos experimentado, son el rostro que no somos, la vida que no reclamaríamos, el deseo puesto en la mirada del personaje esencial y no en el real.

Es por eso que hay que tomar distancia y entretenernos en la vida que no fuimos para entender lo que necesitamos. Hay novelas que nos forman y otras nos desdibujan, sólo tu decides en cual de ellas estás ahora.

La posibilidad siempre está presente…

Un amigo me ha dicho que uno atrae las cosas que desea y puede trabajar en ellas desde antes que se presenten y ser parte de la convocatoria para lograrlo, una de ellas forma parte de un sueño, posiblemente el negocio que esta en puerta y sólo basta creerlo.

hojeando mi novela

Algunas personas llevan a la pantalla grande sus historias y podría ser mi caso en algún momento, posiblemente, basta con pensar es su destino el destino de mi novela Galaxia de Cristal