Tormentas de ideas, tormentas de energía vital

“Hay una fuerza arrasadora que nadie puede detener, pero si sabes observar con cuidado te darás cuenta porque se presenta ante tí en ocasiones especiales, sabrás que no la puedes domar, entonces has de recurrir a la única herramienta que conoces: La magia”

El Mensajero

Por Ariadne Gallardo Figueroa

Somos la sustancia de todos nuestros sueños, somos el laberinto de todos nuestros infiernos y tenemos el poder de enfrentarlos pero no de golpe, si quieres entender todo esto debes sucumbir a los abismos ahí entenderás por qué sucedió todo y de esa forma, pero no entenderás jamás quienes estuvieron involucrados para que sucediera, hasta ahora.

Precisamente cuando nos acercamos irremediablemente al apéndice de la obra la pregunta que surge en quien escribe es si el protagonismo de Rayo fue la luz en el camino de todos ellos, ahora entendemos que hay un conjunto de sincronicidades, vínculos que con el paso del tiempo fueron tendiendo puentes para lograr el objetivo de los iluminados.

Para muchos será fácil identificar al mensajero de esta parte de la historia: Itzmin, es uno de ellos, discípulo del maestro o profeta Hora con quien comenzó a estar en contacto después de aquella noche donde se celebró la danza ritual de Painani, Hora y  Erandi.

Uno de ellos ha de ocupar el lugar en lo que ahora conocemos como el cinturón de Orión, estará al lado de Alnitak. El otro líder en ese espacio ya sabemos quien es y no pertenece a este tiempo, esa residencia la ocupa ocasionalmente su anhelo de constantes aventuras no le permite tener una residencia exclusiva, si leyeron el anterior libro sabrán a quien me refiero.

Me han preguntado porque refiero al siglo XXX cuando los acontecimientos sucedieron aproximadamente 100 años antes, aproximadamente, es bueno colocar el dato en este sitio para no perdernos: Siglo XXX,  Comenzará el 1 de enero de 2901 y terminará el 31 de diciembre de 3000.

Dado que mi trabajo no es histórico sino ficticio, no puedo asegurar que las fechas que he apuntado sean fieles a los hechos, y es más fácil considerar ese siglo, esperando que la humanidad tome la iniciativa y algunas cosas sucedan antes, en cualquier caso también es posible que no pase nada y terminemos con un futuro distópico, separatista y agonizante, no lo deseo y como me iré antes del año 3000 soñaré, convertido en luz, que puedo influir en los grupos de poder en tierra entre mis personajes, los demás seres de luz que aseguro existen, sin duda me han acompañado en el viaje y es a ellos a quienes puedo ofrecer mi incondicionalidad, ya que son una fuerza en medio de todo, cuyo poder es magnánimo. y es en la unidad de fuerzas que considero posible por ejemplo, el logro de Ingerín Barderian, no estuvo solo y logró defender lo que valía, en un mundo que prometía esperanza a su pueblo.

Bien ahora después de este comentario en medio del camino, les invito mañana a disfrutar de uno de los eventos más emotivos para los Señores de la Luz, conoceremos quienes son las doncellas que les llevan deliciosos alimentos y bellas sonrisas.

Si eres lo que escribes, cree lo que dices, en cada palabra que recuerdes sentirás que la veracidad de tus palabras es algo inolvidable, se convertirán en parte de tu sinapsis y en el ADN del tiempo que te ha tocado vivir.