El Arco y la Flecha del Triángulo Mágico

Faltaba  poco para que la señora de la noche brillará en todo su esplendor y Luna se sentía agotada, algo frenética, incómoda. Se había dado cuenta que no sería fácil subirse a un embarcación con un zorro y se preguntaba qué sería de su destino en ese mundo que apenas ahora permitía de nuevo al helado río fluir con alegría.

Se quedó mirando a Fuego, que se encontraba echado a sus pies, agotado por la caminata y la búsqueda de su propio alimento que lo mantuvo alerta durante gran parte de la madrugada y le interrogó:

— Querido Fuego, ¿Te has percatado de algo que yo aún no entiendo?

El zorro movió su cola en señal de alegría, de su cuerpo emano un suave tono al que le siguieron otros, tenues pero diferenciados el uno del otro, hasta que esa energía luminosa maravilló a Luna, ella percibió con claridad 7 tonos distintos.

Capas sutiles formando una aura en torno al animal, Luna no cabía en su asombro, se dio cuenta que eran sus 6 hermanas, el Maestro y el cuerpo de Fuego unidos en un solo haz de luz donde la personalidad de cada una de ellos afloraba de forma fascinante.

Se dio cuenta que la señora de la noche, pese  a que la hora aún era diurna asomaba graciosa en el cielo y entonces se dio cuenta de lo que estaba sucediendo y afirmó con firmeza:

— ¡El triángulo mágico está a punto de decretarse!

Fuego se levantó y puso sus grandes patas  en el pecho de su hermana, mirándola con aquella mirada que solo podía ser de ella. A lo cual respondió Luna:

— Ahora entiendo cual es nuestro lugar en el vasto mundo, cerca del Río donde nuestra Aura brillará por siempre.

Cuentan los más antiguos que debido al zorro de pelaje rojo como el fuego es que ese río lleva precisamente el nombre de Aura, pero a nadie le consta, son leyendas perdidas en el tiempo que posteriormente fueron desvanecidas por otras más populares o exitosas.

La posición geográfica actual de las hechiceras y el Maestro

De igual forma, ellas no sabían que bajo el mismo cielo estaba por presentarse una triangulación mágica, la misma que  años más tarde tendría ciclicidad y sería estudiada por los que encontrarán en sus designios el poder de los símbolos que aún no habían sido nombrados, mismos que con el paso de los años serían modificados de forma oral, pero en ellos las historia del León, el Toro y el hombre que derrama el agua del conocimiento y la libertad, así como el Carnero y otros más se unirían formando un fastuoso zoológico en el firmamento estelar, que  perdura hasta el presente.

El día 28 de Enero del 2021 se vuelve a repetir lo que pudo haber sucedido muchos siglos atrás, tal vez no tan exacto pero similar: La Luna llena en Leo recibiendo de forma total la Luz del Sol

Para las hechiceras era un momento de retos, conectando con el espacio colectivo, Luna y Fuego permanecerán en la tierra donde estaban sus raíces y serían la fuerza magnética y guía del Clan del Hechizo de Ave en sus futuros caminos. La intuición de Luna sería la flecha lanzada con la magia de Fuego hacia los confines de la Tierra. Si acaso encuentras connotaciones con otro de los símbolos de ese gran zoológico estelar, éstas en lo cierto, para muchos sería Sagitario, para mí seguirá siendo Luna en este relato.

Publicado por

Ariadne Gallardo Figueroa

Estar en el momento del comentario y poder reaccionar es parte del encanto de escribir, indagar lo caminos de diferentes versiones y motivar a la lectura, es el regalo de todo el que escribe